Domingo, 05 2020 Julio

promoblanco

El control del COVID-19 y la necesidad de reactivar la economía se contemplan en el decreto que extiende el estado de excepción El control del COVID-19 y la necesidad de reactivar la economía se contemplan en el decreto que extiende el estado de excepción Foto: El Universo

La 'emergencia económica' marca la diferencia entre el estado de excepción decretado en marzo y el estado de excepción decretado ayer

Jun 16, 2020

La "emergencia económica" es el factor que marca la diferencia entre los dos decretos ejecutivos que declararon el estado de excepción en todo el territorio nacional a causa del COVID-19, el 16 de marzo y este 15 de junio, respectivamente.

Aunque en su primer artículo, los dos decretos ejecutivos hacen referencia en la "calamidad pública" por la presencia de la pandemia del COVID-19, en Ecuador, el segundo decreto, firmado este lunes 15 de junio y que rige hasta el 15 de agosto, señala una causa más: "por la emergencia económica, sobreviviente a la emergencia sanitaria que atraviesa el Estado ecuatoriano".

"Poder, por un lado, continuar con el control de la enfermedad a través de medidas excepcionales necesarias para mitigar su contagio masivo y, por otro lado, establecer mecanismos emergentes que permitan enfrentar la recesión económica, así como la crisis fiscal y generar las bases para iniciar un proceso de recuperación económica para el Estado ecuatoriano", señala el decreto en su primer artículo.

Durante el estado de excepción que rigió desde el 16 de marzo hasta el 16 de mayo y fue renovado por treinta días más, el Ejecutivo envió dos proyectos económicos urgentes que en este momento están en manos de la Asamblea que debe decidir sobre si acepta o no las objeciones presentadas por el presidente Lenín Moreno.

Se trata de los proyectos de Ley de Apoyo Humanitario y el proyecto de Ley de Ordenamiento de las Finanzas Públicas, el veto parcial a este último llegó la noche de ayer al Legislativo.

Sin embargo, Moreno tiene aún un pendiente económico por resolver y se trata del anuncio que realizó en la presentación del Informe a la Nación del 24 de Mayo. Durante el discurso, el mandatario señaló que decretará el adelanto del pago de impuestos a las personas que ganen más de $5000 y a las empresas que no hayan presentado pérdidas durante la emergencia.

En estado de excepción, según la Constitución, una de las atribuciones extraordinarias que tiene el presidente de la República es decretar el adelanto en el pago de los impuestos, informó El Universo.

El control del COVID-19 y la necesidad de reactivar la economía se contemplan en el decreto que extiende el estado de excepción

Considerando que el COVID-19 sigue afectando al Ecuador y que, además, dicha pandemia ha generado un duro impacto en la economía, el presidente de la República, Lenín Moreno, suscribió el Decreto Ejecutivo No. 1074 para ampliar por 60 días más el Estado de Excepción que rige en todo el territorio.

Con esta decisión se busca, “por un lado, continuar con el control de la enfermedad a través de medidas excepcionales necesarias para mitigar el contagio masivo; y por otro, establecer mecanismos emergentes que permitan enfrentar la recesión económica, así como la crisis fiscal”, señala el documento de 13 artículos, emitido la noche de este lunes 16 de junio.

El documento contempla que todas las entidades del Ejecutivo en especial los ministerios de Finanzas, Agricultura, Producción y Trabajo deben coordinar esfuerzos para reactivar las actividades económicas; particularmente, en las provincias más afectadas por la presencia del coronavirus y en aquellas que aún siguen en color rojo, de acuerdo con el sistema de semaforización de riesgo que está vigente en el país.

Además, continúan suspendidos los derechos a la libertad de asociación, reunión y tránsito. Las limitaciones a este último buscan mantener las medidas de aislamiento y distanciamiento social. No obstante a fin de reactivar la economía y paralelamente, respetar dichas medidas las carteras de Agricultura y Producción coordinarán con el Comité Nacional de Operaciones de Emergencia (COE) acciones para retomar las actividades laborales y productivas, cumpliendo con los debidos protocolos de bioseguridad.

Tal como ya ha venido funcionando, se mantiene el toque de queda y los horarios y mecanismos de restricción seguirán en manos del COE nacional, en función del color de semáforo adoptado por las autoridades de cada cantón. Asimismo, en cuanto al rol de las Fuerzas Armadas (FF. AA.), el Decreto Ejecutivo N°1074 determina: “Reafírmese que su participación en el restablecimiento del orden público es complementaria a las acciones de la Policía Nacional en cumplimiento del marco legislativo vigente en materia de seguridad pública y del Estado”.

Además, la normativa dispone que se podrán ejecutar las requisiciones necesarias para mantener los servicios que garanticen la salud pública, el orden y la seguridad en todo el territorio. Se prevé que este aspecto se aplique en casos de extrema necesidad y en estricto cumplimiento del ordenamiento jurídico.

Este es el tercer Decreto Ejecutivo en torno al Estado de Excepción, que el Primer Mandatario ha suscrito durante la emergencia sanitaria. El primero lo firmó el 16 de marzo y el segundo, el pasado 15 de mayo.

  1. Popular
  2. Tendencia
  3. Comentadas

Calendario

« Julio 2020 »
Lun Mar Mier Jue Vie Sáb Dom
    1 2 3 4 5
6 7 8 9 10 11 12
13 14 15 16 17 18 19
20 21 22 23 24 25 26
27 28 29 30 31